¿Qué Puede Hacer La Investigación De Mercados Por Tu Emprendimiento?

En la vida de las personas hay un número de eventos que marcan un antes y un después. El nacimiento, el primer día de clases, la graduación, el matrimonio y la llegada de los hijos son algunos de los hitos más comunes. No obstante, algunos añaden a esta lista la fundación de un negocio o empresa. Cada quien es libre de escoger el giro y segmento en el que ésta se desenvolverá. La incertidumbre es parte ineludible del comienzo de muchos emprendimientos y la Investigación de Mercados ayuda a reducir esta última.

Aunque no es posible hasta el día de hoy predecir al 100% el comportamiento de los consumidores y los mercados, lo que sí se puede hacer es anticipar las grandes tendencias que motivan las decisiones de compra. Además es posible pronosticar algunas situaciones para que los comerciantes e industriales puedan prepararse ante muchas coyunturas y salir de ellas más fortalecidos. A continuación, enumeramos cinco razones por las que debes invertir en Investigación de Mercados cuando estés pensando en lanzar tu marca.

  1. Ten clara tu oferta de valor. Quizá pueda sonar obvio, pero muchas veces el concepto del emprendimiento suele ser a veces vago, incluso en los primeros momentos de varios intentos. En estos tiempos de alta competitividad, no basta con abrir un local o una tienda en línea ofreciendo lo que decenas o cientos ya hacen al mismo tiempo. También, a veces, se comete el error de abarcar un catálogo de productos sumamente grande y esto impide saber a las personas deberían por qué deben elegirte por sobre otros competidores parecidos. Entregas muy rápidas, una marca muy atractiva, calidad superior o una atención al cliente cautivadora son algunos ejemplos de ofertas de valor que pueden hacer la diferencia.
  2. Establece a tu consumidor meta. Quizá se trata de otra especie de área de oportunidad de manual, pero es muy común ver entre quienes comienzan un negocio que no hayan definido el perfil de a quienes va dirigida su oferta de productos o servicios. Aunque parezca que este factor no tiene tanta importancia, de éste dependen muchísimas más decisiones de las que en un principio se piensa. La localización, la promesa de valor, la comunicación, la naturaleza de la marca, entre otros elementos dependen de él. No es lo mismo intentar atender a, por ejemplo, a adolescentes en edad de estudiar el bachillerato a amas de casa que residen en suburbios.
  3. Escoge la mejor ubicación. Cuando la mayoría de requisitos para abrir la puerta del nuevo negocio ya están cubiertos, aún falta saber en qué sitio conviene establecer la primera sucursal. En este paso es crucial tener un conocimiento empírico y objetivo de las condiciones del espacio elegido. Si se trata de un espacio físico se suelen encoger espacios que tenga una fácil accesibilidad para la mayor cantidad de consumidores meta posibles. En cambio, si se trata de una tienda virtual conviene saber en qué plataforma y con qué diseño se debe comenzar a ofertar.
  4. Da personalidad a tu marca. Aunque por momentos este paso parece reservado solamente a los grandes negocios, la identidad es una tarea que no se puede dejar descuidada. Aunque se investigue cuales son las mejores condiciones para un emprendimiento, pero éste no nace con un nombre y características distintivas puede conducir a confusiones entre propios y extraños. Además, en caso de hacerse un buen diseño de marca ésta puede convertirse con el tiempo en un activo muy valioso.
  5. Identifica a tu competencia. Por último, al momento de emprender siempre valdrá toda la pena del mundo identificar a los competidores; sean estos directos o indirectos. Aunque se definan con claridad las cinco etapas arriba enlistadas, si no se conoce a los otros emprendimientos a detalle se corre el riesgo de repetir errores que uno se puede ahorrar. Además, se puede evitar caer en los lugares comunes que a los consumidores les puede hacer pensar que lo que ofreces es algo repetitivo y aburrido.

En las cinco tareas arriba señaladas se puede obtener ayuda de la Investigación de Mercados. En algunos casos donde entran en juego inversiones bancarias será hasta un requisito imprescindible para acceder a los recursos. Ya sea mediante estudios de gabinete, levantamiento de entrevista en campo o con investigaciones cualitativas, es siempre más rentable invertir en proyectos que ayuden a despejar la mayor cantidad de dudas antes de lanzar una empresa. En Acertiva tenemos más de 18 años de experiencia en el ramo. Escríbenos hoy mismo para decirte en qué forma podemos juntos crear tu próxima historia de éxito.



Deja una respuesta